Fundamentos de Big Data

La gestión y el análisis de los datos siempre han ofrecido los mayores beneficios y los mayores desafíos para las organizaciones de todos los tamaños y en todas las industrias. Las empresas han luchado durante mucho tiempo para encontrar un enfoque pragmático para capturar información sobre sus clientes, productos y servicios. Cuando una empresa solo tenía unos cuantos clientes que compraban el mismo producto de la misma manera, las cosas eran bastante simples y sencillas. Pero con el tiempo, las empresas y los mercados en los que participan se han vuelto bastante complicados. Para tener una ventaja competitiva con los clientes, estas compañías agregaron más líneas de productos y diversificaron la forma en que ofrecen entregan sus productos o servicios. Pero definitivamente el tema de los datos y la información no se limita al área de ventas y marketing. Por ejemplo, las organizaciones con áreas de investigación y desarrollo (I + D), por ejemplo, han tenido problemas para obtener suficiente poder informático para ejecutar modelos sofisticados o procesar imágenes y otras fuentes de datos científicos.

Algunos datos se estructuran y almacenan en una base de datos relacional tradicional, mientras que otros datos, incluidos documentos, registros de servicio al cliente e incluso imágenes y videos, no están estructurados. Las empresas también deben considerar nuevas fuentes de datos generadas por máquinas como sensores, scanners, detectores, etc. Otras fuentes de información nuevas son generadas por personas, como los datos de las redes sociales en el marketing digital y los datos de la secuencia de clics generados a partir de las interacciones de los sitios web. Además, la disponibilidad y adopción de dispositivos móviles más modernos y potentes, junto con el acceso desde cualquier lugar a las redes globales impulsarán la creación de nuevas fuentes de datos además de la creciente tendencia del internet de las cosas que hace aún más compleja la gestión de datos.

Aunque cada fuente de datos se puede gestionar y buscar de forma independiente, el desafío actual es cómo las empresas pueden comprender la intersección de todos estos tipos de datos. Cuando se trata de tanta información en tantos formatos diferentes, es imposible pensar en la gestión de datos de formas tradicionales. Aunque siempre hemos tenido una gran cantidad de información, la diferencia hoy en día es que existe mucha más y varía en tipo y oportunidad. Las organizaciones también están encontrando más formas de hacer uso de esta información que nunca. Por lo tanto, se debe pensar en administrar los datos de manera diferente. Esa es la oportunidad y el desafío del Big Data.

La evolución de la gestión de datos.

Sería bueno pensar que cada nueva innovación en la administración de datos es un nuevo comienzo y está desconectada del pasado. Sin embargo, ya sean revolucionarios o incrementales, la mayoría de las nuevas etapas u oleadas de administración de datos normalmente se basan en sus predecesores. La gestión de datos debe incluir avances tecnológicos en hardware, almacenamiento, redes y modelos informáticos, como la virtualización y la computación en la nube. La convergencia de las tecnologías emergentes y la reducción de los costos para todo, desde el almacenamiento hasta los ciclos análisis, han transformado el panorama de los datos y han posibilitado nuevas oportunidades.

A medida que convergen todos estos factores tecnológicos, se va transformando la forma en que gestionamos y aprovechamos los datos. Big data es la última tendencia que surge debido a estos factores. Entonces, ¿qué es Big Data y por qué es tan importante? Para empezar, Big Data se define como cualquier fuente de datos que tenga al menos tres características compartidas:

  • Volúmenes de datos extremadamente grandes
  • Velocidad extremadamente alta de datos
  • Variedad de datos extremadamente amplia

El Big Data es importante porque permite a las organizaciones recopilar, almacenar, administrar y manipular grandes cantidades de datos a la velocidad adecuada, en el momento adecuado, para obtener los conocimientos correctos. Pero antes de profundizar en los detalles del macrodato, es importante observar la evolución de la gestión de datos y cómo ha llevado a los macrodatos. Big Data no es una tecnología independiente; más bien, es una combinación de los últimos  años de evolución tecnológica.

Las organizaciones de hoy están en un punto de inflexión en la administración de datos. Hemos pasado de la era en la que la tecnología se diseñó para satisfacer una necesidad comercial específica, como determinar cuántos artículos se vendieron a cuántos clientes, hasta un momento en que las organizaciones tienen más datos de más fuentes que nunca. Todos estos datos parecen una mina de oro potencial, pero como una mina de oro, solo tienes un poco de oro y mucho más de todo lo demás. Los desafíos tecnológicos son “¿Cómo le da sentido a esos datos cuando no puede reconocer fácilmente los patrones que son más significativos para sus decisiones comerciales o de otro tipo? ¿Cómo maneja su organización cantidades masivas de datos de una manera significativa?  Abundaremos más en estos temas en nuestros siguientes artículos, no te los pierdas.